Desde una óptica productiva, ehizalerroak podría pensarse como una colección inacabada de fracasos. Quizás por haber pretendido enlazar una serie de coordenadas inexistentes.

ingrid buchwald